Pagos

PAGOS4 

Consultas

lista-clinton  
antecedentes  
procurad  
boeltin  
simit  
rues  
onu  
bis  

Reconocimientos

 Reconocimientos2018


Crowe-

La Policía detuvo a dos vehículos paraguayos que ingresaron por la frontera de Chuy trayendo un importante cargamento de drogas.

Cuatro personas mayores fueron detenidas, de las cuales una fue formalizada con prisión y otra dejada en libertad, al tiempo que los restantes declararán en las próximas horas.

El procedimiento tuvo lugar en la ciudad de Chuy sobre las 11:00 de la mañana del pasado 18 de octubre, cuando un control policial de la Brigada de Narcóticos sobre la ruta 9 detectó el ingreso –desde Brasil- de una camioneta matriculada en Paraguay.

Es así que fue detenida su marcha y al ser sometido el vehículo a un registro, fueron encontrados compartimientos con drogas empaquetadas para la distribución.

El vehículo marca Volkswagen modelo Amarok, doble cabina era ocupado por una pareja de origen paraguayo y dos menores de edad, hijos de ambos y circulaban rumbo a la capital del país.

En compartimientos ocultos en la carrocería se ubicaron 75 envoltorios -tipo ladrillos- de pasta base que fueron incautados junto con la camioneta, y sus ocupantes fueron llevados ante la Justicia del Chuy.

Esto motivó una alerta policial a nivel nacional y determinó que en las horas de la tarde (a la hora 16:50 ) se detectara el ingreso – por el mismo paso de frontera- de otro vehículo (marca Hyundai, modelo Wagon) también de origen paraguayo, que era ocupado por dos hombres y una mujer mayores de edad, junto a dos menores, todos de nacionalidad paraguaya.

Este vehículo fue sometido a una exhaustiva revisación donde se detectó un nuevo cargamento de drogas que contó con una cantidad de 45 envoltorios, empaquetados de manera similar a los incautados en el primer rodado detenido. Toda la sustancia fue incautada y sometida a pruebas de campo donde se determinó que era pasta base de cocaína y cocaína.

 

 

 

 

Detalles de lo incautado

De acuerdo al informe de la Dirección General de Represión al Tráfico Ilícito de Drogas (DGRTID) la camioneta VW Amarok llevaba 75 envoltorios con un peso 77,294 Kg de pasta base, al tiempo que el coche Hyundai Wagon llevaba 45 envoltorios que resultaron ser 45,852 Kg de pasta base y 3,222 Kg de cocaína. En total se incautaron 123.146 gramos de Pasta Base y 3.222 gramos de Cocaína.

Lo incautado en este procedimiento asciende a la suma de USD 492.584 al por mayor y siendo colocadas en “bocas” de distribución para su venta al por menor, da un total de $24.629.200 ó USD 735.200. Por su parte, la cocaína al por mayor en el mercado interno tiene un costo que ronda los USD 8.000 el Kilo, y la dosis, de peso aproximado 1 gramo, un valor de $ 600, lo que determina que lo incautado asciende -entonces- a la suma de USD 25.776 al por mayor y siendo colocadas en “bocas” de distribución para su venta al por menor, da un total de $1.933.200 ó USD 57.707.

 

OCT 19

 

Fuente: Dirección General de Represión al Tráfico Ilícito de Drogas (DGRTID)

Funcionarios de la Guardia Costera incautaron este 16 de octubre 3.516 libras de cocaína y 50 libras de marihuana, valoradas en 47 millones de dólares, según informó la institución a través de un comunicado.

Los oficiales descargaron la mercancía, que fue decomisada frente a la Cuenca del Caribe, en la base de Miami Beach.

El cargamento fue incautado a tres buques presumiblemente de contrabando en las costas de República Dominicana, Haití y Aruba por parte de las embarcaciones Donald Horsley (WPC-1117), Vigilant (WMEC-617) y Charles Sexton (WPC-1108).

El Sexto llevó a cabo un operativo el pasado 10 de octubre, que derivó en una incautación de 2.700 libras de cocaína, mientas que la embarcación Horsley protagonizó otra operación el 4 de octubre en la que decomisó cerca de 816 libras de esta sustancia. Por su parte Vigilant se llevó 50 libras de marihuana en una investigación que culminó el 30 de septiembre.

"El contrabando aterrizado por el equipo de Bernard C. Webber es un reflejo de la experiencia profesional y la dedicación de las agencias y los socios internacionales para combatir el flujo de drogas ilícitas, a través de la Región del Caribe, que va hacia los Estados Unidos", aseguró Jeremy Montes, oficial de la Guardia Costera.

"Estas asociaciones son imperativas en la identificación, interceptación y confiscación de embarcaciones involucradas en el tráfico ilícito. Sin el arduo trabajo de Estados Unidos y las agencias internacionales, estas drogas ilícitas tendrían un impacto negativo en la prosperidad y la seguridad de la Región del Caribe", agregó.

El pasado mes de agosto la Guardia Costera también confiscó cinco toneladas de cocaína, por valor de 729 millones de dólares, que fueron descargadas en Port Everglades.

En aquella ocasión el operativo se produjo en las costas de México, Centroamérica y Sudamérica.

Los buques Coast Guard Cutters Venturous, Steadfast y Alert incautaron la mayor parte de la cocaína, con la ayuda de Hamilton, Tampa y Mohawk.

 

Tomado de: cibercuba.com

Wednesday, 17 October 2018 18:51

Interpol decomisa más de 55 toneladas de droga

Written by

Más de 55 toneladas de estupefacientes fueron decomisados en septiembre y octubre en una operación policial internacional, anunció este miércoles Interpol.

La operación bautizada "Pez León", permitió la detención de 1.300 presuntos traficantes de droga, precisó un comunicado de la organización de cooperación policial.

Entre la droga decomisada durante el operativo realizado desde el 17 de septiembre al 8 de octubre, se confiscaron más de 35 toneladas de cocaína, de las cuales 1,2 tonelada fue descubierta en el puerto brasileño de Santos, escondida en un barco con destino a Costa de Marfil.

El operativo también permitió decomisar 15 toneladas de cannabis, cinco toneladas de heroína y 430.000 pastillas de captagón (a base de anfetaminas).

Los lugares donde se hicieron los decomiso no fueron revelados por Interpol, cuya sede está en la ciudad de Lyon, al este de Francia. Para este operativo Interpol movilizó dos de sus oficinas a Harare y a Singapur.

En otra operación, la policía confiscó más de 18 millones de pastillas de "Yaba" (una droga sintética) en el sudeste asiático y desmanteló en un Holanda un laboratorio clandestino, capaz de producir 700.000pastillas de éxtasis.

"La operación Pez León subraya la importancia del desafío ante el cual la policía del mundo entero tiene que hacer frente y la necesidad de un avance coordinado para atacar el tráfico de droga y los crímenes asociados" a este problema, comentó el secretario general de Interpol, Jürgen Stock, citado en el comunicado.

 

Tomado de: 

Tuesday, 16 October 2018 15:44

26,4 toneladas de droga están en bodegas

Written by

La incineración de la droga decomisada en el país no se cumple de acuerdo con los plazos que establece el Código Penal. Esta norma dice que la destrucción de los narcóticos debe efectuarse 15 días después de que el proceso pasa a la fase de investigación pública (Artículo 474, numeral 3). Pese a esto, en el Ecuador existen 26,4 toneladas de droga, cuya destrucción está prevista hasta el próximo mes (noviembre del 2018). El alcaloide que se quemará corresponde a incautaciones realizadas a bandas dedicadas al narcotráfico y a la venta local. Con el Decreto Ejecutivo 376, de abril pasado, el Ministerio del Interior asumió la labor de destruir estas sustancias. Esa tarea la realizaba la Secretaría Técnica de Droga (Seted), pero el ente desapareció. La primera quema a cargo de este Ministerio se realizó el 16 de julio, en Esmeraldas. Se eliminó una tonelada de droga. Después del decomiso, las sustancias ilícitas pasan inicialmente a las bodegas de la Dirección Antinarcóticos. De allí van al Ministerio del Interior, con una orden judicial. Actualmente, las 26,4 toneladas de estupefacientes se encuentran almacenadas en cinco bodegas, a escala nacional. Se trata de droga decomisada desde el 2016 hasta este año. Los dos búnkeres más importantes están en Quito y Guayaquil. Por seguridad no se revelaron los sitios específicos. La Seted tenía una empresa de seguridad privada que custodiaba las bodegas. Ahora, la protección permanente está a cargo de la Dirección Nacional Antinarcóticos y agentes comunitarios. La Policía dice que estos lugares cuentan con un sistema de videovigilancia, candados en las puertas y seguridad electrónica. Desde el 1 de julio hasta el 10 de octubre del 2018 se han incinerado 15,9 toneladas de narcóticos. Se eliminaron cocaína, heroína, marihuana, etc. Una quema dura alrededor de ocho horas. En Cuenca, por ejemplo, uno de los procesos se realizó en los hornos de una empresa privada. Ocurrió a finales de septiembre y se quemaron 11 toneladas de cocaína. También se ha incinerado en Carchi, Santo Domingo de los Tsáchilas, Pichincha y El Oro. Diego Tipán, subsecretario de Seguridad, señala que los plazos del COIP no se cumplen con precisión y lo atribuye, por ejemplo, a la “falta de tiempo” de los jueces. En este momento todavía hay droga acumulada del 2016 y 2017. Un magistrado debe estar presente durante el proceso de destrucción. Él verifica el examen químico y firma un acta donde consta la cantidad y tipo de droga eliminada. Antes también había droga acumulada desde 1992. Tipán dijo que en ese entonces los procesos judiciales se extinguieron y nadie revisó que había droga acumulada. Recién fue destruida entre 2015 y 2016. Por eso, las autoridades coordinaron con el Consejo de la Judicatura para que se respeten los plazos. Con esa coordinación, ahora una vez al mes se designa un juez para que cumpla con el proceso de veeduría. Antes, la Seted contrataba a una empresa privada, que le costaba al Estado USD 1,46 más IVA, por cada kilo destruido.

 

 

Tomado de: elcomercio.com 

Entre julio y septiembre de 2018, las Fuerzas Armadas del Perú neutralizaron a más de cinco terroristas, destruyeron varios campamentos guerrilleros e incautaron armas de fuego y municiones en el Valle de los Ríos Apurímac, Ene y Mantaro (VRAEM), convertido en semillero de delincuencia, además de participar de operaciones conjuntas con la Policía Nacional del Perú (PNP) en la lucha contra el narcotráfico. Una nueva ley permite que los militares realicen acciones policiales contra el narcotráfico en las zonas declaradas en estado de emergencia del VRAEM.

La Ley N.o 30796 del 21 de junio de 2018, autoriza la intervención de las Fuerzas Armadas en el VRAEM con interdicciones terrestre, acuática y aérea contra el narcotráfico. Modifica el Decreto Legislativo N.o 1241 de 2015, que fortalecía la lucha contra el tráfico ilícito de drogas. Bajo la nueva ley, los militares podrán interceptar a los narcotraficantes así como incautar droga para luego poner a los detenidos y a la mercancía ilícita decomisada a disposición de la PNP.

La ley, “flexibiliza la colaboración con la PNP en su misión constitucional de lucha contra el tráfico ilícito de drogas al poder llevar a cabo operaciones contra este ilícito sin la dependencia policial”, dijo a Diálogo el General de División del Ejército del Perú Manuel Gómez de la Torre, comandante del Comando Especial del VRAEM y comandante general de la IV División del Ejército. “Sin embargo, considero que es crucial continuar con el trabajo integrado que nos permita seguir sumando las capacidades propias de cada institución del Estado, en nuestro objetivo de reducir o eliminar las amenazas contra la seguridad y el desarrollo del Perú”.

 

Acciones con limitación

Las funciones de las Fuerzas Armadas contra el narcotráfico en el VRAEM se limitaban a participar de patrullajes combinados con la PNP, ante su requerimiento, y proporcionar apoyo logístico para neutralizar el tráfico ilícito en la región. Asimismo, los militares participaban de operaciones de control territorial y control fluvial en forma conjunta con la PNP, además de generar inteligencia a través del monitoreo de los vectores aéreos. Sin embargo, sin la presencia policial, los militares no podían actuar.

“Me parece algo totalmente ilógico que un oficial del Ejército, un capitán que está al mando de una base, cuando viene alguien de la población y le comunica que pasará narcotráfico cerca de su base, no puede tomar a su gente e ir a hacer la interdicción”, dijo a Diálogo el congresista peruano Carlos Tubino Arias Schreiber. “No, el narcotráfico pasa por sus narices porque él tiene que comunicar […] a la PNP para que la PNP actúe, y al final el narcotráfico pasa. Entonces, cualquier observador que estuviera viendo eso pensaría que ese capitán está coludido con el narcotráfico porque ha sido avisado y el narcotráfico pasó”.

Si bien el apoyo de las Fuerzas Armadas a la PNP ha sido crucial, para Tubino, quien presentó la ley, la interdicción de droga requería mayor atención. “Colombia, que tiene a la Policía Nacional y a las Fuerzas Armadas bajo el Ministerio de Defensa, actúa directamente contra el narcotráfico y su porcentaje de interdicción bordea el 40 por ciento y acá no llegamos ni al 12 por ciento”, detalló.

Involucrar a las Fuerzas Armadas

A pesar de haber sido aprobada por el Congreso, la nueva ley depende de la decisión presidencial para ponerse en marcha. No es la primera en otorgar esas funciones policiales a las Fuerzas Armadas en la lucha contra el narcotráfico. En 1993, la Ley N.o 26247 autorizó la participación militar en la captura de implicados en tráfico de drogas donde no existían dependencias de la PNP.

En abril de 1996, la ley fue derogada. Sin embargo, Tubino, un vicealmirante retirado de la Marina, se inspiró en la ley anterior para presentar la actual por su efectividad contra el narcotráfico.

 

 

PER-Legislative Decree Amendment 2

El congresista peruano y vicealmirante retirado de la Marina de Guerra del Perú Carlos Tubino Arias Schreiber presentó la nueva ley en base a sus años de experiencia en el VRAEM. (Foto: Gonzalo Silva Infante, Diálogo)

 

“Ahí pusimos contra la pared al narcotráfico”, comentó Tubino, que en la época se desempeñaba como jefe político militar en el VRAEM. “Esa experiencia me llevó a siempre tener en mente que sí es posible involucrar a las Fuerzas Armadas, bien entrenadas y preparadas, para hacer interdicción, pero no para reemplazar a la PNP en su función constitucional de investigación y de seguimiento de ese crimen”.

 

 

 

Tomado de: dialogo-americas.com

Thursday, 11 October 2018 18:32

A juicio 11 acusados de tráfico de drogas

Written by

La Audiencia Provincial de Ciudad Real juzgará entre los próximos 16 y el 19 de octubre, a 11 personas acusadas de traficar con droga en las localidades de Socuéllamos y Tomelloso, en la provincia de Ciudad Real.

Según el escrito de acusaciones previas del ministerio fiscal consultado hoy por Efe, los acusados podrían estar dedicándose al tráfico de estupefacientes, en la zona comprendida entre estas localidades de la comarca de La Mancha ciudadrealeña.

Las investigaciones llevadas a cabo por la Unidad Orgánica de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Tomelloso, y en algún caso los registros domiciliarios que realizaron, pudieron determinar que todos ellos se dedicaban a la venta de droga, mantiene el fiscal.

El representante del ministerio público los considera autores de un delito contra la salud pública penado en el Código Penal, en la modalidad de sustancia que causa grave daño a la salud.

Los acusados se enfrentan a penas que van desde los seis a los cuatro años de prisión.

 

Tomado: tribunadeciudadreal.es

Durante la jornada de este martes (9 de octubre) el personal de la Brigada Antinarcóticos y Contra el Crimen Organizado del Aeropuerto Arturo Merino Benítez de Santiago, incautó más de 3 kilos de cocaína dentro del recinto aéreo, el cual tendría como destino Punta Arenas.

A raíz del procedimiento desarrollado por funcionarios de la (BRIANTCO), se dio a conocer que la detenida, quien transportaba la droga adosada a su cuerpo, sería una mujer de nacionalidad colombiana con 21 años de edad.

 

Tomado de: elpinguino.com

La incautación en República Dominicana de 600 kilos de cocaína procedentes de Cartagena, Colombia, el 24 de octubre de 2017, dio paso a una investigación entre las autoridades de los dos países que, a la fecha, tiene a cuatro integrantes de la Fuerza Pública del país centroamericano tras las rejas; y en Colombia, a tres personas capturadas con fines de extradición.

En una última fase de la operación la Policía Judicial, Dijín, capturó a tres hombres, socios y propietarios de una empresa de aviación privada, registrada tanto en Colombia como en Panamá, la cual era utilizada para el envío de cocaína.

 

"Esta operación se concretó con base en los tratados internacionales que permiten el intercambio de información para combatir delitos de carácter transnacional como el narcotráfico", aseguró a EL TIEMPO el general Jorge Luis Vargas, director de la Dijín.

El oficial resaltó que durante el proceso investigativo adelantado en coordinación con la Fiscalía General se logró la plena identificación de tres hombres, "uno de ellos, Luis Alberto Clavijo Frede, quien fungía como el presidente y tesorero de una empresa de aviación colombo-panameña", dijo el general Vargas, quien confirmó que los otros dos capturados son Juan Andrade y Daniel Ocampo. Estos, además de ser pilotos, ejercían como gerente técnico y operador de logística de la empresa, respectivamente.

Los capturados son requeridos por la Procuraduría Especializada de Anti Lavado de Activos y Financiamiento del Terrorismo de República Dominicana por el delito  tráfico internacional de estupefacientes.

Según la investigación adelantada en Colombia, este grupo de narcotraficantes tenía como sede de operaciones Cartagena. Desde allí controlaban los envíos de cocaína a través de aeronaves hacia República Dominicana, en particular hacia el aeropuerto La Romana, un terminal internacional de la turística ciudad del mismo nombre.

En La Romana contaban con la complicidad de cuatro integrantes de la Fuerza Pública que manejaban los controles de seguridad del aeropuerto y que, el día que fueron incautados los 600 kilos de cocaína, declararon una emergencia aérea para facilitar el ingreso de la droga.

 

¿Quiénes son los capturados en República Dominicana?

El ministro de la Defensa de República Dominicana, Rubén Darío Paulino Sem, confirmó el pasado 12 de diciembre que fueron destituidos cuatro integrantes de la Fuerza Pública de su país por haber facilitado el ingreso de un cargamento de cocaína.

La droga proveniente de Cartagena en una aeronave tipo Piper ingresó al  aeropuerto de La Romana porque "el oficial del Cesac a cargo desactivó todo el dispositivo de seguridad del aeropuerto, y se violentaron todas las normas y procedimientos de seguridad de la terminal", dijo el Ministro en su momento.

Los capturados y destituidos son el coronel Domingo Figueroa Heredia, de la Fuerza Aérea Dominicana y asignado al Cuerpo Especializado de Seguridad Aeroportuaria (Cesac); el coronel del Ejército, Robert Ramírez Pimentel, quien prestaba servicios para la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD); además del teniente de la Policía  Andrés Lorenzo Castillo y un subordinado militar, Emmanuel Cruz Espinal.

 

 

Tomado de: eltiempo.com

El sargento segundo Jhon Jairo Beltrán y el soldado profesional James Toro, fueron capturados por la Seccional de Tránsito y Transporte de la Policía Antioquia en la madrugada del pasado domingo 7 de octubre mientras transitaban por zona rural del municipio La Pintada, Suroeste de Antioquia.

pintada

 

Según información de la Policía, gracias a un trabajo coordinado con la Dirección de Antinarcóticos, quienes suministraron información de inteligencia a las unidades de tránsito las autoridades, quienes interceptaron un vehículo tipo camión en el cual se movilizaban los hombres de 35 y 37 años de edad.Al realizarles las verificaciones e inspecciones, “les encontraron una caleta en una doble carpa del techo la cual contenía 126 kilos de base coca avaluado aproximadamente en 315 millones de pesos”, expresó la Policía Departamental.

Sobre el tema, el Ejército Nacional envió un comunicado expresando que los militares estaban de vacaciones y se encontraban fuera de cualquier actividad del servicio en el momento de la captura.

“Según los informes oficiales de la Policía Nacional, el personal militar al momento de su captura transportaba una sustancia, la cual en estos momentos es verificada por las autoridades judiciales, que confirmarán si se trata o no de clorhidrato de cocaína”, dice el comunicado.

De igual forma, el Ejército rechazó la conducta y aseguró que prestará toda la colaboración a las autoridades competentes para que puedan realizar las investigaciones judiciales que lleven a establecer las responsabilidades frente a este presunto delito.

Los detenidos, transportaban el estupefaciente desde el municipio del Bordo Cauca hasta su destino final la ciudad de Medellín. Ambos fueron dejados a disposición de la autoridad competente por el delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes.

“Este es un importante resultado contra la criminalidad que se financia de las rentas derivadas del narcotráfico, además estamos evitando que la droga llegue a su destino final para contaminar a niños, niñas y adolescentes ya que ellos son los más perjudicados, toda vez que son instrumentalizados para la entrega del estupefaciente y el consumo”, expresó el coronel Samir Pava, comandante encargado Policía Antioquia.

 

 

Tomado de: eltiempo.com

La mañana de este viernes (5 de octubre) la Brigada Antinarcóticos (Briant) de la PDI dio a conocer el éxito de una diligencia que desarrollaron durante las últimas horas en Punta Arenas, la que permitió la incautación de casi un kilo y medio de clorhidrato de cocaína, y terminó con cinco ciudadanos de nacionalidad colombiana detenidos por infracción a la Ley de Drogas.

Los antecedentes fueron entregados por el jefe de la Briant, comisario Patricio Flores, quien además precisó que, junto con la cocaína encontrada, se incautó una cantidad menor de marihuana, un total de $1.100.000 en dinero en efectivo, y el hallazgo de 73 municiones calibre 22.

 

noti 1

 

La diligencia fue encabezada por el equipo del grupo MT-0 (Microtráfico Cero), quienes tras detectar un grupo de vendedores de droga que estaba operando en diferentes puntos de la ciudad, se abocaron a identificarlos para lograr esquematizar el modus operandi de estas personas, logrando así precisar que el sector sur-poniente de la ciudad era un punto relevante en el esquema delictual.

Con dicho dato, y tras varias semanas de investigación, se identificó a la persona que lo proveía de clorhidrato de cocaína, logrando la tarde de ayer la detención de él y de todos los integrantes de la banda delictual. Tres de ellos pasan durante esta jornada a audiencia judicial en el Centro de Justicia de Punta Arenas, mientras que dos ciudadanos extranjeros recuperaron su libertad, quedando a la espera de citación de la Fiscalía.

Llamó la atención que la droga incautada por la PDI mantenía el mismo tipo de empaquetado que tenía la cocaína incautada el pasado viernes en el aeropuerto de Santiago, cuando otro ciudadano colombiano fue aprehendido mientras transportaba 2,1 kilos de cocaína a nuestra capital regional, aunque precisó que no se ha establecido, aún, nexo entre ambos casos.

Finalmente, el comisario Flores no descartó que en el marco de la misma investigación se realicen nuevas detenciones.

 

 

noti 2

 

 

Tomado de: elmagallanico.com

 

Page 1 of 4